Multicolor ymímica.

Farmacognosis

Diferentes ciencias buscan la liberación, otras la debaten. La escuela de Frankfurt y sus herederos, generaron defensas psicológicas ante la cultura desarrollada en el capitalismo, el fascismo y el comunismo, Habermas plantea para el orden actual poner en la mesa de discusión todos los temas con todas las voces; la defensa psicológica de la sociedad tornó en una defensa ética. Diferentes religiones hablan de liberación, otras de sometimiento, el amor predicado por Pedro y el predicado por Pablo no es el mismo amor, la ley y la fe no son sustancias similares, una debe de transformarse en la otra. ¿Cómo sucede esa transformación?
El cambio supone una evolución o una revolución; o incluso la muerte, arquetipo del cambio. Obtengamos pues, alguno de estos estados o dinámicas; la sugerencia es experimentar el mundo futuro, o el utópico, el lejano, en el cielo, alguno metafísico, detrás de los velos de la muerte, más allá de la comprensión del cerebro –sólo del cerebro; el corazón y el hígado saben más y más rápido-. Si no podemos,   simulémoslos,  será  una  visión,    un vistazo,  e retorno al Paraíso del que fue expulsado el hombre, Baudelaire le llamaba a esta experimentación no un estado, sino como esta localización; Paraíso, además Artificial. Las drogas, como posicionadores, como vehículos –no de en balde a la experiencia con ellas se le llama coloquialmente “viaje”-, son una posibilidad de nueva perspectiva, que en el mundo controlado mediáticamente, basado en la educación formadora, la tecnología y la instantaneidad, es ya amenazadoramente liberadora.
Pero no toda droga es permitida, ni en todo lugar y momento. No hablemos ahora de drogadicción o legalización, aquello es periférico. ¿Cuál es el problema de la droga? Que se ha despojado del ritual y lo que implica: Magia. Arte. La función creativa del bricolaire. Ingenuidad. Medicina. La propuesta: Incluirla en modelos que la clasifiquen como potenciadora creativa, innovadora, sería de nuevo darle su poder constructivo a través de esa calificación simbólica.
Sus efectos son variantes, pero es controlado su consumo porque afecta el orden del poder en curso, que se muestra desde su maquinaria y televisión como lógico, como resultado de la historia. ¿Quién dice que es más lógico obedecer órdenes, marchar y disparar que reír sin control? –no sin control, sin filtros sociales de control. La creación, la felicidad y la risa es más racional que disparar armas frente a gente inconforme, con hambre, sin techo. ¿No es la alucinación el estado generalizado del hombre? “Que mueran muchos si está planeado (el Estado tiene razón), pero ¡qué desgracia el accidente!(¡Oh, cruel naturaleza!)” La alucinación limita. La revelación libera.
Ahora, quiero refutar con esto mi primera afirmación: La lucha de las instituciones por hacer madurar a la sociedad, la lucha de la psicología por hacer consciente al individuo es alucinación: ¿No es la madurez un tipo de represión al fijar un patrón social? ¿No es la vigilia un tipo de represión al fijar un patrón psicológico? Las drogas no están asociadas a la madurez y la vigilia en la sociedad presente. Los pueblos que las respetan las consideran obligatorias para quien quiere estar verdaderamente despierto o ser un hombre con toda su ciudadanía- sus derechos, respeto, libertad-. El rito junto con la sustancia muestra el orden y da signos de los cuales beber significado. ¿No es de eso de lo que el hombre tiene sed? La alucinación limita. La revelación libera.
La censura, la prohibición, la falta de ritual, convierte a los Paraísos Artificiales en infiernitos personales

Felipe Bustos González
Sociólogo
2011.






En la Galería de Arte Contemporáneo de Xalapa, (ColectivoCefalópodo)






"Ni tan, tan y Ni muy, muy"(Pinturas estereograficas) en la GACX.



 
 "No recordarás"/ mixta sobre madera (Estereografica)/ 128x87cm. / 2011
(al fonde "llena de gracia")





"Llena de gracia" / mixta sobre madera (Estereografica) / 123x90cm. / 2011.LASO



"Erase una vez...oes hoy" / Mixta sobre tela (estereografica) / 218x198cm. / 2011. LASO





"Ni tan, tan" / Mixta sobre madera (Estereografica) / 60x60cm. / 2011.LASO








"Limitaciones Abstractas" / Mixta sobre tela. (Estereografica) / 128x88cm. / 2011. LASO

A imagen y semejanza no de Dios, sino de sus pensamiento, el hormiguero cósmico flota abriéndose paso en la galería de arte, donde Dios es una proyección observada por la hormiga. El hombre-hormiga, el que caga, come, duerme, se pone triste y feliz, a su muerte seguirá dentro del hormiguero, ha sido previsivo, sabe su lugar, cumple su función y sabe muy bien que no es cigarra, que en invierno no se trabaja, que Dios es tres es uno, que Cristo es negro como una hormiga, que la iluminación se logra inmolándose bajo la lupa del ojo del más alto espíritu. ¡Qué pasaría si recogiésemos las hojas de la zarza ardiente? Desfilaremos bajo un carnaval de fuego hacia la Gloria, o nos desvaneceremos como incienso para subir hasta la nariz de Dios.






"El recuerdo es la muerte de unpasado y la venganza de otro" / mixta sobre tela (Estereografica) / 130x90cm. / 2011. LASO.










"Necesidades basicas" / Mixta sobre membrana de poliéster sobre madera. (Estereografica) / 120x90cm. / 2008-2011. LASO











"Sobre la programación de las emociones (1)" / mixta sobre madera (Estereografica) / 60x60cm. / 2011. LASO






"Superficie" / Mixta sobre tela. (Estereografica) / 100x80cm, / 2011. LASO.